Publicado el 10 comentarios

Galletas de Manzana y Avena

Galletas de manzana y avena

Por fin presenté el proyecto de examen de Le Cordon Bleu por lo que ahora dispongo de algo (no mucho) más de tiempo para cocinar y publicar recetas y además tenía muchas ganas de publicar estas galletas que un día hice por casualidad ya que tenía un par de manzanas en el frutero y se me ocurrió que si las rallaba podrían quedar muy bien dentro de una magdalena, de un bizcocho o de unas galletas incluso. Y he de decir que estas galletas han causado verdadera sensación, tanto en casa como fuera, en el trabajo de Luis y entre mis vecinos y en casa el que se las come a pares es el enano Javier, que a decir verdad y por suerte, le encanta toda la repostería casera mucho antes que cualquier galleta o bollito industrial. No sabéis lo que disfruto viéndole disfrutar a él de todo lo que hago en casa y de lo que traigo de la escuela también.
El caso es que el resultado es una galleta sabrosa y tierna, con una maravillosa combinación de sabores y texturas gracias sobre todo a la manzana rallada y a los copos de avena con los que están hechas estas galletitas tan maravillosas. Forman además parte ya de las recetas de galletas caseras que hago para desayunar junto con estas galletas integrales que me apasionan y así tengo dos tipos de galletas diferentes para elegir, a cada cual más deliciosa.

Esta receta además es una de mis propuestas para participar en el sorteo para poder acudir al Brinner (abreviatura de ‘breakfast for dinner’) que va a celebrar Kölln en el mes de Junio en Madrid. Para los que no hayáis escuchado antes esta palabra, Brinner es una especie de desayuno que se come por la noche, algo que por cierto yo practico varias veces por semana desde hace muchos años ya.
El caso es que como os decía antes, no sabía muy bien qué hacer con las manzanas que tenía y en otra ocasión me habría comido una de ellas a mordiscos porque soy una grandísima consumidora de fruta de todo tipo, pero el caso es que acababa de meterme entre pecho y espalda un cuarto de una tarta que había traído de Le Cordon Bleu y no tenía un solo hueco libre en el estómago ya. Pero claro, después de terminar de hacer las galletas (realmente no se tarda mucho, calculo que 30 ó 40 minutos) no pude evitar probarlas incluso antes de que se enfriaran y es que el olor que desprendía el horno creo que hizo que digiriese a marchas forzadas aquel trozo de tarta. Aunque es cierto también que me rindo ante cualquier tipo de galleta y si es casera y lleva fruta y avena, todavía más. 🙂

Galletas de manzana y avena

Galletas de manzana y avena

INGREDIENTES:

  • 135 gr. de mantequilla
  • 80 gr. de azúcar blanco
  • 80 gr. de azúcar moreno
  • 1 huevo
  • 190 gr. de harina
  • 60 gr. de copos de avena (yo he utilizado los copos de avena suaves de Kölln)
  • 2 manzanas (yo utilicé la variedad Pink Lady, pero en realidad saldrían bien con cualquiera)
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1/2 cucharadita de canela molida

ELABORACIÓN:

  1. Precalentamos el horno a 170º C. y preparamos dos bandejas de horno forradas con papel de hornear o con Silpat (tapete de silicona).
  2. Tamizamos juntos la harina, el bicarbonato, la sal y la canela en polvo y reservamos.
  3. Batimos juntos la mantequilla y los dos tipos de azúcar hasta obtener una mezcla cremosa y blanquecina y que haya aumentado ligeramente de volumen. Añadimos entonces el huevo y el extracto de vainilla y continuamos batiendo hasta que el huevo se integre por completo en la mezcla.
  4. Comenzamos ahora a añadir la harina y batimos hasta formar una masa.
  5. Paramos la batidora y pelamos las manzanas. Las rallamos con ayuda de un rallador y vamos colocando toda la pulpa en un colador hasta que deje de soltar todo el jugo. Añadimos la manzana junto con los copos de avena a la mezcla anterior y removemos todo bien con ayuda de una espátula. Comprobar que todos los ingredientes estén perfectamente repartidos y que la masa tenga una textura uniforme.
  6. Hacemos bolas con la masa (de aproximadamente dos cucharadas cada una) y las vamos colocando en la bandeja del horno, tomando la precaución de dejar cierta separación entre ellas, ya que observarás que durante el horneado aumentan de tamaño.
  7. Introducimos la bandeja en el horno durante aproximadamente 15 minutos ó hasta que empiecen a dorarse.
  8. Sacamos la bandeja del horno y esperamos 10 minutos antes de ponerlas sobre una rejilla para que se enfríen (en este momento de pasar las galletas de la bandeja a la rejilla es cuando no pude resistir la tentación y creo que fueron dos galletas las que me comí pese al trozo de tarta y eso que las galletas tienen cierta consistencia gracias a la manzana y a la avena)

Galletas de manzana y avena

Galletas de manzana y avena

ALGUNAS ACLARACIONES:

  • La receta la saqué de uno de mis libros de repostería favoritos: Cake Days de la pastelería londinense The hummingbird baquery.
  • Si te gustan las galletas más tostadas, no tienes más que dejarlas 5 minutos más en el horno vigilando para que no se tuesten de más.
  • Como siempre, os recomiendo guardar las galletas en una caja metálica tipo lata, lejos de la luz y del calor. Se conservarán perfectamene durante días, aunque sinceramente dudo que te duren mucho tiempo guardadas, antes te pasará como a mí, que te las comerás a pares 😉

10 comentarios en “Galletas de Manzana y Avena

  1. Ay madre!!!!!!!!!!! al principio por poco me da un parrús al ver tu receta de hoy… Hemos coincidido pero no es del todo igual.

    Que ilusión me hace este proyecto!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Besos

    1. Hola Olga jaja es que estamos eternamente conectadas 🙂 Muchos besos preciosa…

  2. Yo he tomado casi por norma usar puré de manzana en las recetas de repostería. Me sirve para sustituir parte de la grasa, por lo general de la mantequilla, sin que pierdan textura. Uso reinetas, pero es verdad que sirven todas…

    1. Hola Ana, es cierto que lo había escuchado pero no he probado a sustituirlo, sin duda es una idea genial y lo voy a probar seguro, ya te contaré, un beso y gracias por la visita 🙂

  3. Hola, las hice y están muy ricas, pero la textura son un poco como pequenos quequitos o bizcochitos. El problema es que bati la mantequilla con el azúcar y luego tuve que parar porque me llegó visita. Cuando volví a terminar de hacer las galletas, me di cuenta que uno de mis hijos se había comido un monton de la mezcla de mantequilla con azucar (me para robando mis masas!!) y así le agregué un poco más de mantequilla y un poco de azúcar. Al final no sé si por eso la textura no es la adecuada. También le agregué un par de cucharas más de avena, porque me pareció que la masa era muy aguada. Cómo es la textura? Bueno, ya las volveré a hacer, porque nos han gustado igual mucho. Muchas gracias por todo. Un besazo.

    1. Hola Ana Maria, jeje veo que la preparación de tu masa fue un poco accidentada, pero es lo que tiene tener niños en la cocina, a mi me encanta pero también te lian unas que no veas 😀 Respecto a la textura final de estas galletas te diré que no son duras del todo, efectivamente tienen un punto abizcochado, que es lo que las hace de verdad especiales, al menos para mí. En caso de que te gusten más duras y secas no tienes más que dejarlas algunos minutos más en el horno. Me alegra mucho que te gustasen y espero que te animes a repetirlas 🙂 Un beso enorme preciosa

  4. Nunca he comido galletas de avena, así que no se si me llaman la atención las tuyas o no, jajaja. Pero si han tenido tanto éxito entre los tuyos debe ser porque están riquísimas 🙂

    1. Hola Alicia, no veo el momento de repetir esta receta porque de verdad que es de las mejores galletas que he comido nunca. Te mando un beso enorme guapísima!

  5. ¡Hola! Antes que nada, ¡enhorabuena!, por tu web y por todo lo que haces. Eres un gran referente para mí. Me encantaron estas galletas desde que las publicaste, y me he atrevido a hacerlas, aunque no me han salido muy bien. De sabor muy ricas (al menos eso dicen mis hijas, que han dado buena cuenta de ellas :)). Pero hay algo que he debido hacer mal. La masa me quedó muy pegajosa y, por lo tanto, me costó trabajo hacer la galleta para ponerla en la bandeja del horno. Y luego, me quedaron blandas (aún dándole más tiempo). No se si son así o es que debería haber dejado escurrir un poco más la manzana….¿a qué puede ser debido? ¿En qué me equivoqué?. De todas formas, no voy a dejar de hacerlas hasta que me salgan casi, casi como las tuyas (que va a ser difícil, ja, ja…). ¡Muchas gracias!

    1. Hola Beatriz guapa 🙂 muchas gracias por tu mensaje, que ilusión y que bonito todo lo que escribes 🙂 Respecto a lo que me preguntas sobre las galletas pienso que es probable que las manzanas tuvieran todavía exceso de líquido y por eso te costaba manejar la masa. Yo te recomiendo que la próxima vez las dejes un poquitín de tiempo más. Ya me contarás si las repites ¿vale? Te mando un beso muy fuerte y gracias por estar ahi 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.