Publicado el 8 comentarios

Napolitanas de chocolate

Corazón de Caramelo

Ahora que han bajado las temperaturas un poco, disfruto más si cabe de encender el horno y sentir el olor a masa de lo que sea, galletas, bizcochos, panes u hojaldre. Además trabajar el hojaldre sin tanto calor es de agradecer, porque cuanto más fresco sea el ambiente a la hora de elaborarlo, mucho más fácil te resultará manejarlo. Te recomiendo que pruebes a hacer esta masa de hojaldre fermentado porque además de hacer napolitanas puedes hacer con él croissants, trenzas, tartas etc. todo con un resultado espectacular.

Si bien las planchas de hojaldre que venden en los supermercados y grandes superficies están muy logradas y nos sacan de un apuro con un montón de platos, te aseguro que difieren mucho de lo que es hacer el hojaldre tú mismo en casa. Insisto en que lo intentes, porque verás como el resultado es realmente sorprendente.

Corazón de Caramelo

INGREDIENTES:

  • 500 gr. de harina de media fuerza (si no la encuentras como tal, puedes hacerla tú mismo mezclando 250 gr. de harina de fuerza y 250 gr. de harina normal)
  • 10 gr. de sal
  • 60 gr. de azúcar
  • 30 gr. de levadura fresca o 25 gr. de levadura seca de panadero
  • 250 ml. de agua fría
  • 50 gr. de mantequilla en pomada
  • 280 gr. de mantequilla fría
  • 250 gr. de chocolate
  • ELABORACIÓN:
  1. Tamizamos la harina y la mezclamos con la levadura, el azúcar, la mantequilla en pomada, la sal y dos tercios del agua y amasamos, preferiblemente con la batidora con el accesorio del gancho, pero si no tienes lo haremos a mano aunque corremos el riesgo de transmitir excesivo calor a la masa y veremos más adelante como esto no nos conviene en absoluto.
  2. Poco  a poco iremos añadiendo el resto del agua y amasamos durante 12 minutos a velocidad baja. Pasado este tiempo, sacamos la masa del bol y la amasaremos a mano durante 6 minutos aproximadamente hasta conseguir que no se nos pegue en las manos y tengamos una masa fina y lisa.
  3. Aplanamos la masa con las manos y la envolvemos en film transparente. La metemos en el congelador durante 20 minutos.
  4. Mientras tenemos nuestra masa en el congelador, sacaremos los 280 gr. de mantequilla de la nevera y la pondremos entre dos papeles de hornear. Con ayuda del rodillo le daremos unos golpecitos secos y la aplanaremos hasta formar un rectángulo. La volvemos a meter en la nevera ya que es importante que esté muy fría en el momento de hacer los plegados con la masa ya que de lo contrario, al trabajarla se nos convertiría en aceite y no resistiría los plegados.
  5. Sacamos la masa que tenemos en el congelador. Enharinamos bien la mesa de trabajo y con la ayuda del rodillo estiramos la masa dándole forma de rectángulo. Colocamos la mantequilla que teníamos en la nevera en el centro de la masa y la cerramos con un pliegue simple. Esto sería doblar un extremo hacia el centro y el otro extremo hacia el centro pero sobre el primero. Lo puedes ver mejor en este dibujo:

hojladre2

6. Metemos la masa en el congelador de nuevo durante 20 minutos.
7. Pasado este tiempo, enharinamos de nuevo la mesa de trabajo ya que es muy importante que la masa no se nos pegue a la mesa, colocamos la masa encima y con ayuda    del rodillo, damos golpecitos secos a la masa con el fin de que se ablande un poco la mantequilla y se distribuya bien. La estiramos fina dándole forma de rectángulo.
8. Hacemos de nuevo un pliegue simple, envolvemos la masa en film transparente y metemos en el congelador 20 minutos.
9. Repetimos esta operación dos veces más, es decir sacamos la masa del congelador, enharinamos la mesa de trabajo, estiramos la masa con el rodillo dándole forma de rectángulo, hacemos un pliegue simple, la envolvemos en film transparente y la metemos en el congelador 20 minutos más. La volvemos a sacar y de nuevo los tres pasos anteriores y la metemos en el congelador 20 minutos más.
10. Sacamos la masa del congelador, la estiramos bien con el rodillo y ahora ya tenemos nuestra plancha de hojaldre lista para usar. En este caso concreto vamos a formar napolitanas y para ello cortaremos la masa en  rectángulos de 15 x 20 cm. aproximadamente pero ya te digo que es una medida orientativa, hazlas del tamaño que más te apetezca a ti, incluso puedes hacer mini napolitanas. Colocamos unas onzas de chocolate en el centro de cada rectángulo y cerramos un tercio del hojaldre sobre las onzas de chocolate y el otro tercio sobre éste último con el fin de sellar las napolitanas. Les damos la vuelta sobre una bandeja forrada con papel de hornear y dejaremos la suficiente  separación entre ellas con el fin de que fermenten correctamente y sin pegarse las unas a los otras. Las pintamos con huevo batido y las cubrimos con film transparente o con un paño de cocina y las dejamos fermentar en el lugar más cálido de la cocina durante una hora y media.
11. Precalentamos el horno a 180º C.
12. Volvemos a pintar las piezas con huevo batido y horneamos hasta que estén doraditas durante aproximadamente 15 minutos.
13. Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Corazón de Caramelo

Corazón de Caramelo

ALGUNAS ACLARACIONES:

  • Es conveniente trabajar en un ambiente lo más fresco posible. Si es verano, procura hacer la masa a primera hora de la mañana o pon el aire acondicionado ya que de lo contrario, además de que la mantequilla no aguantaría los plegados porque se derretiría, corremos el riesgo de que la masa empiece a fermentar por el calor y será una masa entonces que tenderá a contraerse por el nervio que tiene, en cuyo caso los pliegues no quedarán bien y esto es clave en el proceso del hojaldre.
  • En cualquier caso, si vemos que la mantequilla empieza a derretirse, meteremos de inmediato la masa en la nevera durante al menos 30 minutos.
  • Es importante enharinar la superficie de trabajo cada vez que vayamos a estirar la masa para evitar que se nos pegue y se rompa.
  • Las piezas se pueden congelar una vez formadas y antes del último fermento. Basta con sacarlas del congelador cuando las queramos consumir y dejarlas fermentar a temperatura ambiente hasta que doblen su tamaño.
  • Puedes sustituir las onzas de chocolate por una cucharada de Nutella.

 

8 comentarios en “Napolitanas de chocolate

  1. Hola reina, llevo un buen rato mirando tus napolitanas y desde luego es que tienen mejor pinta que las compradas, menuda perfeccion! No he hecho nunca el hojaldre casero, siempre comprado pero viendo este tuyo desde luego que me decido rapidamente, ya verás que si 🙂
    Besotes super mami

    1. Gracias linda, si es que leer un mensaje tuyo alegra el día a cualquiera, siempre te lo digo ya lo se pero es que eres un amor <3 El hojaldre casero no tiene nada que ver con el comprado, cuando lo hagas verás que te cuesta de nuevo comprar una plancha, ya me contarás si lo haces 🙂 Un beso enorme corazón <3

  2. Madre del amor que pinta tiene esto!!!!!!!!!! lo haré seguro, así que ya os comentaré….

    Que fotos tan bonitas, como siempre…

    Un besote.

    1. Gracias Olga! anímate a hacerlo porque te va a encantar! Un beso fuerte!

  3. Te han quedado de lujo, que ricas¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ besos

    1. Muchas gracias Adita guapísima 🙂 Un beso enorme!!

  4. Holita!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!:

    Lo prometido es deuda, aquí os dejo mi versión de esta receta, no me puedo comparar, obviamente, pero con la práctica quizá lo consiga:

    http://olgaenelpaisdeloscupcakes.blogspot.com.es/2014/11/napolitanas-de-chocolate-y-fresa.html

    Un besi grande

    1. Olga, las napolitanas están super bien y para ser las primeras están incluso de lujo, te pasa como a mi, me exijo muchísimo y tengo siempre unas espectativas muy altas cuando empiezo a hacer algo, asi que si no sale tal y como espero lo critico hasta el fin. Si las primeras te han salido asi, ya verás las siguientes! Te agradezco muchísimo que hayas elegido nuestra receta, ya te lo he dicho en tu entrada, no sabes la ilusión que me ha hecho, ya te lo he dicho mil veces, pero eres un amor! Un besazo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.